Windows Live Messenger + Facebook

SEGUIDORES DE GOOGLE

MIS AMADOS SEGUIDORES

miércoles, 1 de junio de 2016

Los Ángeles vía Ann Albers – La Tecnología puede traerles Amor o distraerlos de eso 28-05-16



Los Ángeles vía Ann Albers 
La Tecnología puede traerles Amor o distraerlos de eso
28-05-16
Mis queridos amigos, los amamos muchísimo.

Amamos los muchos medios de conexión que ustedes tienen en su planeta tierra. Amamos su internet, sus teléfonos y sus computadoras. Los vemos como medios maravillosos de compartir amor, información e inspiración. Les ofrecen la oportunidad de captar diversas opiniones y aprender sobre culturas e ideologías diferentes a las suyas. Su tecnología los mantiene en contacto – no solo con amigos y familia – sino con toda su familia humana.

Sin embargo, como cualquier cosa en su mundo, la tecnología puede usarse para añadir amor a su vida o distraerlos de eso. Hay veces que conectarse con el mundo es un acto de amor y gozo – una forma de elevarse ustedes mismos y entre si. Cuando usan su tecnología para estos propósitos, se vuelve un vehículo para lo Divino.

No obstante, hay otras veces cuando usan su tecnología para evitar conectarse con ustedes mismos, su sabiduría interna y el amor de los cielos. Hay veces que se vuelve una herramienta para esparcir negatividad y odio.

Así que pregúntense a sí mismos, “¿Cómo usaré ésta bella tecnología en mi vida? ¿Será un vehículo para servir al amor y agregar amor a mi vida o será una distracción para lo mismo? ¿Será usada para compartir miedo y negatividad o para esparcir mensajes de esperanza e inspiración?”

De todos modos, disfruten su tecnología, queridos. Refleja los reinos internos de energía en los cuales toda comunicación es posible. No olviden, sin embargo, que tienen acceso hacia su interior, a más de lo que es posible vía su internet. Periódicamente deben darse tiempo para desconectarse de su tecnología para que puedan reconectarse consigo mismos y con la Fuente.

Usen su tecnología como una herramienta para la conexión. Disfruten sus bendiciones. Pero recuerden, también hay una conexión más verdadera y más profunda que todos anhelan. Procuren encontrar el balance ahí, entre lo humano y lo Divino y disfrutarán lo mejor de ambos mundos.

Dios los bendice. Los amamos muchísimo.

Los Ángeles.


Mensaje de Ann


Hola a todos.

Soy una de algunos adultos que sé que no tiene un teléfono celular. No he tenido la necesidad. Amo la tecnología pero también amo la Vida pura y sin filtros. Necesito “desconectarme” regularmente para que pueda reconectarme con Dios, mis ángeles y mi propio espíritu.

Hacia ese objetivo, paso algunos minutos en el patio todas las mañanas cerca del desayuno oliendo las rosas, estando con la hermosa naturaleza y escuchando a los pájaros. Otras mañanas leo algo inspirador o me siento a considerar nuevas ideas. Coloca mi día en un gran comienzo y me ayuda a estar enfocada en prioridades guiadas.

En una vida donde me ofrezco libremente al servicio, también tengo que tomarme un día libre periódicamente e ir afuera. En las energías puras de la naturaleza, puedo casi oír y recalibrarme a mí misma con mi propio corazón.

El fin de semana pasado, me di cuenta que había pospuesto una caminata. Cuando desperté cuatro horas antes de que sonara la alarma del reloj, decidí subir a mi auto e ir al norte. En mi ahínco por seguir, salí sin mi cámara, dejé el iPad en el auto y me di cuenta que el iPod no tenía batería. Sin todos mis dispositivos solo tuve el dulce silencio en esas partes del camino donde no se captan las señales de radio. Me sentí sin obligaciones y libre.

En vez de buscar fotos para compartir, asimile la belleza en silencio. En vez de preocuparme por quien me estaría localizándome, me interioricé y me reconecté con mi corazón.

Caminé 12 kilómetros sin darme cuenta de lo lejos que había ido. Camine dentro de agua refrescante hasta mis rodillas, me metí 20 centímetros en el lodo al final del arroyo y me deleité con la abundancia y variedad de helechos y flores silvestres. Bailé, me regodee con las mariposas y tomé una siesta cerca del arroyo lejos de cualquier persona y al despertar vi un buitre – símbolo de la muerte y el renacer – volando en círculos cerca de mi cabeza. “¡No estoy muerta aún! Lo siento”, le grite, hablando alto para que las palabras se fueran en la brisa. Voló bajo como aceptando lo dicho y se alejó.

La vida silvestre me conecta de nuevo con las partes salvajes, indómitas y sin filtro de mi propia alma. Un torrente de ideas nuevas se dejó venir durante el camino a casa. Un fervor renovado por mis proyectos fluyo por mis canales de energía que había abierto. El iPad, el iPod, la cámara y los demás dispositivos estaban esperándome para ser recargados cuando llegara a casa, pero ya estaba recargada.

Necesitamos y amamos nuestra tecnología, pero no olviden que su espíritu necesita una recarga también.

@Ann Albers. Todos los derechos reservados.



Traducción: Gustavo T